Skip to content

Efecto mariposa. Ruíz, Valín y Martín.

09/07/2011

Antes de entrar dejen salir… Pues no.
José Valín va a tener que esperar a que la maquinaria legislativa se vuelva a poner en marcha para tener buen acomodo y no tener que pasar por el trauma de verse relegado a un puesto de técnico en la administración regional, con un Jefe de Servicio o un reciente Director General con los que tenga que lidiar.
Las Cortes regionales han habilitado los meses de julio y agosto como periodo de sesiones lo que puede adelantar la modificación de la ley reguladora del Consejo de Cuentas, para dejarla en únicamente tres consejeros en lugar de los cinco actuales. Posteriormente se cesaría a los actuales Consejeros, los cuales, según los actuales corrillos, no continuaría ninguno, incluido el actual presidente Pedro Martín.
Los requisitos para ser Consejero de Cuentas son pocos y laxos: funcionario en la que se exija una titulación académica superior, o Abogados y Economistas (ojo, la Ley lo pone con la inicial en mayúscula), diez años de ejercicio profesional y reconocida competencia en relación a las funciones del Consejo. Comento lo de laxo porque de los actuales consejeros sólo al presidente se le puede adjudicar esa competencia reconocida al haber sido durante varios años y gobiernos interventor general en la jcyl y al haber dirigido el Tribunal Económico Administrativo. Del resto sería harto dificultoso comprobar esa competencia reconocida.
Por lo que superado ese escollo competencial, el mundo de la auditoría y el del control se abre como un océano en calma ante la visión de José Valín. Por todo ello se postula como el futuro presidente del Consejo de Cuentas. ¿Otro retiro más dorado si cabe que el Senado? Esperemos que no y que se gane el suculento sueldo.

Anuncios

From → Jcyl

5 comentarios
  1. maria permalink

    Te animo a hacer un análisis más profundo del gobierno. Comprueba cuántos son realmente del partido popular. Los gobiernos de Herrera han estado siempre formados por una mayoría de funcionarios que no sólo no son afines sino que son contarios. Ha habido una consejera, ahora reubicada, cuyo marido es un destacado socialista de su provincia, un comunista (dicho por él en una entrevista), varios que defendían el no a la guerra y que brindaron con champán cuando perdió el pp….. Mientras los militantes del pp hacían campaña y se pateaban los pueblos en los malos tiempos , todos estos estaban en sus casas y ahora son aupados a cargos políticos por aquellos a los que no han votado nunca. Son gobiernos que más parecen concursos de méritos.
    La mayoría si oyen la internacional se les va el puño. Algunos de los cesados y de los que se recolocan se han afiliado pero sólo para lograr también su cuota de poder dentro del partido. En el psoe deberían estar contentos.

  2. EL TREN DE CERCANÍAS permalink

    Dos cosas sobre José Valín:
    En primer lugar y por mi cercanía a él durante muchos años, tengo muchas dudas de que acepte “el sillón dorado” del Consejo de Cuentas, si es que realmente se lo han ofrecido. Y no porque no sea cómodo, sino porque es muy probable que le apetezca hacer otras tareas que le hagan sentirse más útil en los siete u ocho años que puedan quedarle de vida activa.
    En segundo lugar y sobre sus capacidades para realizar una buena labor en el Consejo de Cuentas, cualquiera que conozca su “currÍculum” y su trabajo real en los últimos 25 años, debería saber que es probablemente una de las personas más preparadas del ámbito político-administrativo de Castilla y León para desempeñar una función de alta inspección de las cuentas de la comunidad y de la forma en que se realizan los gastos que más atención exigen: los relativos a los contratos de obras, a las ayudas y subvenciones y a los fondos de libre disposición.
    En efecto, Valín, que es Ingeniero de Caminos Canales y Puertos de la época en que esta profesión exigía una notable capacidad para su Ingreso, ha sido jefe de sección y jefe de servicio en Consejerías claramente inversoras como Fomento y Medio Ambiente con amplísima experiencia en contratación de obras. También fue director general de Estructuras Agrarias y Consejero de Agricultura, el departamento que más subvenciones tramita de la comunidad. Y me consta que no era de los que firmaban lo que se le ponía delante sino que entraba en la preparación directa de las órdenes de ayudas y los sistemas de control de los mismos, si es que no las elaboraba y redactaba directamente con el apoyo de los jefes de servicio.
    Respecto a su capacidad de análisis y control de gestión de un Presupuesto de la Junta o de cualquier Administración Pública, sus 11 años como Consejero, evitan cualquier justificación.
    No le vendría nada mal a la Junta que alguien que ha sido cocinero antes que fraile, auditara su ejecución presupuestaria, fijándose en algo más que los aspectos formales, que es lo que hacen los auditores profesionales que, como bien sabemos por la crisis económica actual han auditado un informe favorable todo lo que ha hecho falta a las Instituciones Financieras y ahí las tenemos, medio quebradas.
    Probablemente si Valín aceptara el puesto de Presidente del Consejo de Cuentas, este Órgano que hasta ahora no ha hecho más que un discreto papel, pasaría a servir para algo útil y necesario.
    Porque hay otra cosa importante para ese puesto: Independencia de criterio y capacidad para enfrentarse. Y eso, Valín lo ha demostrado con los Sindicatos, las empresas y los políticos, incluidos los de su propio partido.

    EL TREN DE CERCANIAS.

    • Muchas gracias “Tren de Cercanías” por tu aportación y muy buenos los datos que nos comentas de la gestión de Valín.
      Creo que la parte más importante de lo que nos comentas es el nivel de independencia que pueda tener a la hora de realizar los informes de fiscalización. Hasta dónde se quiera mojar y contribuir al control presupuestario. No soy especialista en el tema del control externo pero entiendo que el cumplir los príncipios contables nos ayudará a conocer el estado real de las finanzas autonómicas. Es un sistema de información como toda contabilidad. Si se entendiera realmente que ese es el objeto y de ahí su importancia y necesidad, a lo mejor podría verse menos influenciado por el ejecutivo (aunque la “dependencia” del Consejo de Cuentas sea únicamente de las Cortes).
      Si puede tener esa independencia no dudo que los otros dos próximos consejeros, y los propios auditores, ayudantes de auditoría, y sus servicios comunes puedan demostrar sus emolumentos y retribuciones en unos exhaustivos y eficientes informes de auditoría.
      Creo que los consejeros han de tener una capacidad de análisis y de trabajar con “conceptos”, ideas generales, y distinguir lo importante y lo secundario. En ese sentido llega a ser lo mismo trabajar en Agricultura o Fomento o Auditorías.
      Un saludo y espero que nos comentes más cosas interesantes.

  3. castellano harto permalink

    Parece que con algo de fortuna la comunidad seguirá sacando provecho de una de las escasas personas honradas que han pasado por la política castellanoleonesa en estos últimos años.
    Cada día añoramos más su inteligencia, buen hacer, amplios conocimientos, capacidad inagotable de trabajo y seriedad. Todo ello aderezado con lo principal: respeto al puesto, preocupación sincera por el futuro regional y un único lema “primero la obligación y luego la devoción”.
    Está claro que quién quiera hablar mal de él, no le conoce y es bastante probable que le falte mucho para llegar a parecerse a este gran hombre.
    Seguramente está en la terna de las personas de su generación que ha hecho más por esta región y sin llevarse nada de nada. Es más, como deja caer algún artículo, el PP vallisoletano no parece apoyarle demasiado, ya que siempre demostró un pérfil técnico y alejado de las intrigas economicopolíticas del partido. Ahora eso sí, ¡ disfrutad de lo que queda porque dentro de poco aquí vamos a estar peor que en Valencia!
    Si finalmente acabara presidiendo ese Tribunal sería una gran noticia para la Comunidad. Un ejemplo para las “nuevas generaciones” y sobre todo para aquellos que pasados los 40 también estamos indignados.
    Con más “Valínes” nuestra escopeta regional sería más certera y de mayor alcance.
    Y a los que hablan de más:¡¡INFORMAOS!!

  4. Terracampino permalink

    ¿ josé Valín ? Él si que era un consejero y no a lo que estamos acostumbrados ahora… Hablar de él son palabras mayores. Los que conocemos el campo echamos en falta su saber hacer y el empaque que le daba a la consejería. Mis mejores deseos para él si finalmente preside el consejo de cuentas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: