Skip to content

Los partidos políticos tienen el poder I

21/03/2013

Patti Smith tiene un pedazo de canción “People have the power”. ¡Ay! pobre incrédula. El pueblo, la ciudadanía puede tener muchas cosas. Derechos, soberanía,… Pero poder, lo que se dice poder,… Cada vez menos.
Pero empezaré por definir poder a ojos de la política con palabras de JM Vallés: “La posibilidad de que se produzcan ciertos resultados favorables para un determinado actor a partir de la relación que este actor mantiene con otros“. Es algo relacional. Rajoy tiene mucho poder en relación a la nación, pues puede variar la situación de muchas personas. Pero Viví, cónyuge de Mariano, tiene una situacion de poder sobre nuestro Presidente. Depende de la situación relativa y no tiene que ejercerse, pues sólo es necesaria que exista esa posibilidad de ejercer cambios sobre otros.
Por todo ello los partidos políticos son tan poderosos. Pueden producir resultados favorables en una gran cantidad de personas. Y todo esto de una manera legal, delante de los ojos de la ciudadanía. Esta situación de poder casi hegemónica y monopolizadora se manifiesta en distintos ámbitos:
A nivel interno de partido. Las grandes estructuras y los numerosos comités locales, comarcales, provinciales, autonómicos, nacionales y europeos. El día que se descubra vida extraterrestre lo primero que se hará es una vicesecretaría de organización terrícola.
El PP de Valladolid tiene entre su organigrama: presidente, presidente de honor, secretario, pte. del Comité electoral, valedora del afiliado, tesorero, coordinador de oficina parlamentaria, coordinadora de comisiones, vicesecretarios de: organización, política local y estudios, electoral, sectorial, formación y movilización. Todos con sus coordinadores y sus cuatro departamentos por vicesecretaría. Además vocales, junta directiva provincial, presidentes de comisión y no me quiero olvidar del Secretario de actas, el Gerente y la Jefa de prensa. También está la cantera. Nuevas Generaciones también tiene nutrido su organigrama, con cargos y carguillos. Me imagino que la estructura del PSOE en la provincia sea semejante, aunque con sus cargos en estado de continúa tristeza y/o depresión.
Obviamente hay personas que ejercen varios cargos y también no todos estos cargos están retribuidos pero el estar en un puesto u otro dentro del partido conlleva mejores opciones para que el partido se mueva por él. A su vez estos partidos gastan dinero. En su propio personal o en sus propios gastos corrientes o a la hora de realizar actos públicos, (comidas, saraos y demás percal). Otro nuevo modo de gastar dinerito (de subvenciones, la mayor parte) y por tanto otra manera de influir son las fundaciones anejas. FAES, IDEAS, que en la actualidad funcionan como los chiringuitos públicos. Para salir del control público.
Y esto sin llegar a la Administración.
Continuará…

Anuncios
Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: